Nos preguntamos: ¿en verano se toma más blanco?

La teoría dice que cuando llega el calor la gente cambia tintos por blancos. No tan seguro de que así sea, el sommelier Alejandro Iglesias bucea en la góndola para encontrar la respuesta.